Tiempo de lectura: 1 minuto
En la industria agro-alimentaria en general y en la vitivinícola en particular cada vez es más importante la calidad de los productos que llegan al consumidor. La medida de calidad se puede hacer de múltiples formas y siguiendo diversos factores y características dentro del campo de la tecnología de los alimentos.
Recientemente uno de nuestros usuarios de la Estación Vitivinícola ha incluido en la medida de la calidad de los vinos espumosos el análisis de la imagen. En esta aplicación en particular se trata de estudiar dos procesos:
1.- Medir la evolución en la formación y eliminación de la espuma del vino espumoso después de llenar la copa.
2.- Medir la velocidad de ascenso y la variación de tamaño de las burbujas.
Para llevar a cabo la aplicación se han utilizado dos cámaras de alta velocidad y alta definición monocromas, que permiten capturar imágenes hasta a 60 imágenes por segundo a resoluciones máximas de 1300 x 1024 píxeles. Se ha realizado un proceso de captura mediante el software de análisis de imagen Image Pro Plus y posteriormente se ha analizado la secuencia de imágenes obtenidas.
El resultado ha permitido caracterizar los distintos tipos de vinos espumosos, y su reacción ante diversos factores como la presión, la temperatura y el proceso de elaboración.